martes, 30 de julio de 2013

Tsárskoye Seló

Fachada del Palacio
La villa de Tsárskoye Seló se encuentra en los alrededores de San Petersburgo. Conocida y famosa por alberga el Palacio y los jardines de Tsárskoye Seló. La ciudad tiene unos 80.000 habitantes y en el año 1937 se le cambió el nombre por el del poeta Alexandr  Puskhin, que estudió en el Liceo de la ciudad. Tsárskoye Seló significa el pueblo del Zar. El elegante palacio parecido en su exterior al Hermitage, fue construido también por el arquitecto Rastrelli en 1752 para la zarina Isabel. Le llamo el Palacio de Catalina en recuerdo de su madre. 

Catalina La Grande dejaría su impronta pues cambio los interiores a un gusto más neoclásico. Cambios realizados por el escocés Charles Cameron. En la segunda Guerra Mundial el Palacio quedó prácticamente destruido y de inmediato se inició su reconstrucción que aún perdura. Es interesante la historia de la principal estancia del palacio la habitación de ámbar, que desapareció, se cree robada por los nazis. Hay un libro de intigra de Matilde Asensi "la habitación de ámbar" que se inspira en este suceso.
Fachada

Delante del Palacio se encuentra los jardines franceses  proyectados en la década de 1740. Su diseño y simetría contrasta con el inmenso parque que rodea al palacio que tiene inspiración inglesa. La fachada es impresionante, barroca de 300 metros, decoradas con profusión de atlantes, columnas, pilastras y ventanas ornamentales. Profusión de cúpulas ortodoxas doradas y color azul añil en las paredes. Se inicia la visita por la Gran Escalinata realizada en 1860 por Ippolito Monigheti, y a través de las mismas se visitan las habitaciones del piso superior. 
Gran Salón

Comedor de los caballeros
De las habitaciones las más importantes son: El comedor verde: El interior mesurado neoclásico, con bajorrelieves de estucos, inspirados en frescos de Pompeya  contrasta con el aspecto barroco del palacio. El comedor de los Caballeros: Salón blanco y dorado, obra de Rastrelli. El Gran Salón: La luz entra a raudales en esta estancia e ilumina los espejos, y el formidable fresco del techo de Giuseppe Valerani y como obra maestra el Salón de Ámbar: Decorado todo entero por paneles de ámbar del Báltico. Los paneles originales fueron un regalo de Federico I de Prusia a Pedro El grande en 1709. Desaparecido en la II Guerra Mundial, el salón ha sido restaurado a partir de las fotografías que se conservan.

El Palacio en es un gran museo,y se puede visitar un exposición, sobre como quedó el edificio tras los bombardeos de los nazis, y la ingente labor de restauración iniciada poco después de la II Guerra Mundial.
Comedor Verde

Los inmensos jardines se comenzaron a realizar en 1708 . Hay una vía fluvial de 16 km para alimentar los numerosos canales, cascadas y lagos artificiales, donde destacar el estanque Grande. En uno de los estanques se encuentra los Baños Turcos realizados por Ippolito Monighetti en 1852. Los 

Estancia de Agata

Baños Turcos
jardines situados al sureste tienen un trazado geométrico. Cerca se encuentra las estancias de Ágata, edifico cuyo cuerpo inferior es de sillares almohadillados, que contrasta con el superior inspirado en las villas renacentistas. Tiene este nombre porque es la piedra preciosa que recubre su interior.

Monumento a Alexandr  Puskhi
Dejamos ya San Petersburgo. El viajero también ha tenido oportunidad de conocer la verdadera cara de la sociedad local, no sólo los iconos turísticos detallados anteriormente. Hemos entablado conocimiento con un español, profesor de español en la Universidad de San Petersburgo y su pareja. Las diferencias sociales son colosales. Gente rica, muy rica, ostentosa hasta límites insospechados de su riqueza y una gran mayoría social, que lo pasa muy mal hasta llegar a final de mes. El sueldo de un profesor de universidad no llega a 400 euros al mes. La carestía de los productos es extraordinaria, y el sistema educativo y sanitaria aunque es todavía totalmente gratuito, ya empiezan a ser también desmantelado. Y otro problema es la falta de libertad de expresión o la persecución del colectivo gay- Pero estos temas son tan ampliaciones que se necesitarían muchos escritos para analizarlos.

sábado, 27 de julio de 2013

Senderismo. Ruta acuática Río Bocaleones.

La ruta acuática de hoy la realizamos por un paraje casi desconocido para todos los andaluces. sin embargo es de una belleza excepcional; virgen, salvaje y en estado puro. Este río o arroyo se llama Bocaleones y  se encuentra en el Parque Natural de Grazalema, concretamente en el bello pueblo blanco de Zahara de la Sierra. Se llega a este pueblo y antes de entrar en el centro del mismo, nos encontramos el Cuartel de la Guardia Civil, pasamos unos 50 metros y seguimos un carril que en principio esta asfaltado, nos lleva directamente a un pequeño puente que cruza el río, lugar ideal para dejar los coches. En una mañana radiante de sol y de altas temperaturas, la llegada a la umbría de este río se agradece. Prácticamente no hay nadie ahora mismo en él. Haciendo la ruta tampoco.

No añado track de esta ruta porque no tiene pérdida es seguir el río curso arriba. En principio el agua nos llega sólo hasta las piernas, pero se nota que esta fría, fría con ganas. En una zona boscosa bastante bonita, por la que avanzamos, con el agua a media altura. Cuando llega a ciertas partes del


cuerpo está tan fría que se nota de verdad. Seguimos avanzando hasta llegar a la maravilla de los cahorros. Paredes verticales de varios metros entre los que van encajonado el río,el agua baja cristalina y sigue muy fría. Llegamos a zonas donde la profundidad es de casi 1,90 metros, por lo que toca nadar para seguir. Llevamos remontados unos 2 km. A esta altura el agua desaparece y se convierte en una segunda ruta, avanzamos entre las paredes encajonadas andando. Es una garganta estrecha y encajonada. En las paredes se pueden observar los estratos de minerales y las formas producidas por el agua. Continuamos hasta llegar a una zona donde hay un fuerte desnivel que subir, de piedras encajonadas, aunque se puede seguir, hay que tener alguna cuerda que no levábamos.

Siguiendo este cauce seco se llega hasta la Garganta Verde y desde allí a la Ermita, pero para realizar esta ruta hay que pedir permiso en las oficinas del Parque Natural de Grazalema en El Bosque. Esta Garganta Verde es otra ruta espectacular que merece la pena hacer.


Esta ruta acuática no es aconsejable hacerla por ejemplo en el mes de septiembre, o cuando pueda haber previsiones de lluvias, pues por la garganta y el cauce cae torrencialmente. Después de la ruta


se puede visitar el pueblo de Zahara de la Sierra, encaramado en un peñasco, con su castillo, su Iglesia, y al lado del Pantano de Zahara.




Esta ruta se realizó con el grupo senderista caminant.es de Alhaurín de la Torre.

jueves, 25 de julio de 2013

Trattoria Leonida en Bolonia

En este Blog, procuramos reseñar restaurantes que tenga una buena relación calidad-precio. Por esos buscamos sitios no muy conocidos y que tengan estos requisitos. Reseñar restaurantes de prestigios y caros es fácil, buscar restaurantes buenos, de buen servicio, buena calidad de los productos y de buen precio ya es más difícil. Hoy hablamos de Italia, concretamente de Bolonia. Se puede pensar que Italia es un sitio caro para comer. Y efectivamente lo es, si no se busca. Pero buscando hay muchas buenas trattorías, osterías y restaurantes de muy buena calidad y buen precio.

Por ello hacemos referencia a la Trattoria Leonida en Bolonia. Lo primero de este restaurante es su localización, en pleno centro histórico en una bocacalle cerca de la Iglesia de San Estefano. Es un sitio tradicional, tanto en su decoración, como en su comida. Comida casera italiana. El establecimiento esta gestionado desde los años 40 por la misma familia, por lo que su cocina es auténtica. Lo primero que tiene es una selección de antipastos, variados, no sólo los típicos quesos y embutidos italianos, sino también, verduras a la brasa, hinojos, calabacines, alcachofas, etc. Destaca su lasaña de boletus. 


Fungi porccini. Esta seta guisada en su punto con pastas se deshace en el paladar. A eso se añade que llevaba espolvoreada trufa negra. Entre las carnes, el cordero y el conejo "arrosto", asado. Los postres típicos italianos, el precio adecuado sobre 20 euros persona.
Dirección: Vicolo Alemagna 2/b, 40125 Bolonia, Italia. T:
051 239742


martes, 23 de julio de 2013

Chipre I. Pafos y alrededores

Puerto pesquero de Pafos
La legendaria cuna de Afrodita disfruta de un clima cálido mediterráneo, suavizado por la brisa marina. Destino idílico para personas románticas con muchos castillos, impresionantes ruinas greco-latinas y monasterios donde perderse. En España es poco conocida esta isla y poco visitada. Principalmente la visitan ingleses (no obstante fue colonia inglesa como se dice hasta antes de ayer) y rusos. En el mes de marzo de 2013 se hizo famosa y salto a la página de todos los periódicos,  y sobre todos los económicos, por el rescate bancario impuesto por los "hombres de negro" de la famosa troika capitalista, que hunden en la miseria a países. Rescate que significa ayuda a la banca, en perjuicio de los ciudadanos, despidos, menos educación, menos sanidad pública, etc. En definitiva "el negocio" montado por los grandes bancos y grandes fortunas globalizadas.
Castillo medieval de Lusignan

También famosa es Chipre, y queda en el subconsciente colectivo, por la división del país, tras el golpe de Estado de 1974 auspiciado por Grecia. Derrocando al Presidente el Arzobispo Macarios, que lo era desde casi la independencia de los ingleses en 1964. Este golpe fue el el pretexto por el cual Turquía envió tropas a Chipre y tras una corta batalla, los turcos controlaban el norte de la isla. Se dividio la isla en dos, Chipre país reconocido por la mayoría de la diplomacia mundial y que pertenece a la UE y la República Turca del Chipre del Norte, país en la parte Norte de la isla, pero que sólo es reconocido por Turquía.
Mosaicos casa de Dionisio
Moderno Kato Pafos



Para conocer bien esta isla se deben de realizar varias visitas y múltiples días, por ello nos dedicaremos a zonas muy concretas, para intentar despertar el interés del viajero en otras zonas de la zona Oeste de Chipre. Zona menos poblada y hasta hace poco menos conocida. El primer lugar es Pafos, que tiene 41.000 habitantes y aeropuerto internacional.



Odeón romano
Pafos es el nombre de las ciudades gemelas Kato Pafos (Bajo Pafos) y Ktima Pagos (Pafos Alto). Pafos Bajo esta a la orilla del mar. Cuenta con un paseo marítimo concurridisimo, y al final del mismo el pintoresco puerto pesquero y el Castillo medieval. Junto al lado del Castillo hay unos kilómetros desiertos de costa frente al mar, al lado de la maravilla de Pafos, la zona Arqueológica de Kato Pafos, declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Saranda Kolones
Los importantes restos romanos, significan la importancia de esta zona, pues fue la capital en esa época histórica y los mosaicos encontrados, denotan que era un sitio con grandes riquezas. La entrada se situa al lado del puerto pesquero. Si se visita Chipre en verano es mejor realizar esta visita a primera hora de la mañana o al atardecer, pues el calor puede ser sofocante. Los restos arqueológicos están diseminados en una amplia zona en frente del mar. Lo primero que se encuentra es la Casa de Teseo, palacio del gobernador romano, que contienen un conjunto de mosaicos que narran el mito de Teseo y Ariadna. Debajo de los restos romanos se ha descubierto una opulenta villa de la época helenística. Posteriormente se llega a la Casa de Dionisio, donde se encuentra los magníficos mosaicos, de colores penetrantes y muy bien conservados. En la zona de enfrente se encuentra los restos de Saranda Kolones, castillo que fue destruido por un terremoto en el año 1222, y toma su nombre de las 40 columnas halladas en sus ruinas. Justo al norte se divisa un faro blanco, situado en una colina, pero que no tiene relación con las ruinas romanas. Al lado del faro se encuentra el Odeón romano, pequeño escenario musical construido con bloques de piedra, restaurado en partes y que se halla en una ladera.
Ktima Pafos

Saliendo de la zona arqueológica, junto al mar se encuentra el Castillo medieval de Lusignan, reformado por los turcos. Su adarve permite una preciosa vista de la ciudad y del puerto. En el puerto hay puestos de esponjas marinas, mazorcas de maíz, etc. Es bastante agradable un paseo por el mismo.

Tumba de los Reyes
La zona de Pafos Alto, mejor no visitarla, es una ciudad destartalada y que poco queda de sus vestigios históricos arrasados totalmente por construcción a cual más fea. Sólo se salvan la Gran Mezquita, reliquia de la presencia turca en la isla, el Agora un mercado cubierto y Agios Theodoros (Catedral de San Teodoro), ortodoxa griega, pero destartalada.

Bajando otra vez hacia el mar, si nos encontramos con otra zona arqueológica, muy interesante y colocada también junto al mar. La Tumbas de los Reyes, necrópolis, que presenta un fascinante sistema de cuevas y tumbas de los periodos helenísticos y romano. Las tumbas están cinceladas en la rosca de arenisca. Salvando la distancia, son como las tumbas de Petra en Jordania. Las distintas


tumbas están numeradas, habiendo ocho complejos abiertos al público. Las más interesantes son la número 3, 4 y 8. Unas escaleras de piedra conducen a las cámaras subterráneas. Algunas tumbas están rodeadas de columnas jónicas. Otras tumbas revelan influencias egipcias.  En los siglos sucesivos las tumbas fueron saqueadas. Entre los saqueados más notorios como no podía ser de otra


Tumba de los reyes
forma, el Cónsul de Estados Unidos en Larnaka. De esta necrópolis se construyó cuando ya no había reyes en Chipre, y fueron utilizadas para enterrar a los ciudadanos pudientes de Pafos. En los tiempos de los cristianos se usaban como escondite, y más tarde se convirtieron en canteras (nombre tabú para mí).

Pafos tiene también mucha marcha nocturna para que este interesado en este tema, numerosos hoteles, club, discotecas etc, sobre todo en la zona de hoteles al sur del puerto. Hay playas
Puesta de Sol en Kato Pafos

inmejorables con aguas cristalinas. Pero las salvajes y la naturaleza esta hacia el norte de Pafos, pero eso será tema de otro post.

domingo, 21 de julio de 2013

San Petersburgo IV. Teatros

Teatro Mariinsky en obras
Uno de los espectáculos, que tiene San Petersburgo es el Teatro, la Opera y el Ballet. Por eso nos encontramos con varios teatros. El más famoso es el Teatro Mariinsky. Este teatro, denominado así en recuerdo de la emperatriz María, esposa de Alejandro II, es más famoso fuera de Rusia con su nombre durante la etapa soviética: Teatro Kirov. Desde 1992se ha recuperado su nombre original: Teatro Mariinsky. Es uno de los teatros más antiguos y más importantes de Rusia.
Interior
El teatro Mariinsky fue inaugurado en 1860 con la representación de la ópera de M. Glinka La vida por el zar. Su edificio fue realizado en 1859 por el arquitecto Albert Cavos. Ocupa el solar de otro teatro anterior (se llamaba Teatro-Circo Imperial) destruido en un incendio. Un poco más tarde el edificio se refaccionó por el proyecto de Victor Schröter que remodeló la fachada renacentista. El suntuoso auditorio donde han debutado muchos bailarines ilustres, es grandioso. Su decoración arquitectónica casi no ha variado desde el siglo XIX. La pintura del techo es obra del artista italiano Enrico Franchioli. El espléndido telón hecho por el diseño del famoso pintor teatral ruso Alexandr Golovín fue incorporado en 1914, durante la época dorada del ballet ruso. Destaca el brillante vestíbulo de pilastras, bajorrelieves de compositores rusos y puertas de espejo. Pero como ahora mismo la ciudad vive una época de esplendor económico y desarrollo social, se ha inagurado la nueva ampliación de este Teatro llamado Mariinsky II.
Fachada Principal
Esta inmensa ampliación ha sido realizada por el estudio de arquitectos canadienses Diamond Schmitt de Toronto. El  cerebro de esta ampliación es Valeri Guerguiev, que, casualidad o no, cumplía 60 años y anda muy cerca de celebrar un cuarto de siglo al frente de la ópera de San Petersburgo. Guerguiev contrató a dedo a Diamond Schmitt después de ver el espléndido complejo teatral Las Cuatro Estaciones, que estos arquitectos habían construido en Toronto. 

Teatro Mijáilovski
El resultado es un precioso coliseo a la italiana de clara madera de haya y discretas tapicerías en gris humo, con paredes de láminas traslucidas de ónix retroiluminado. En el centro deslumbra un palco al estilo de los teatros imperiales. Del techo emerge una discreta iluminación focal que se completa con cascadas de cristal de Swarovski, y una monumental escalera helicoidal suspendida prácticamente en el aire domina el amplio vestíbulo. Otra escalera recorre la fachada con peldaños de vidrio. Mármoles y otras piedras duras se trajeron desde la lejana Asia, como en un cuento de otra época. Y en el interior, un escenario de más de 65 metros sitúa al teatro en la cabeza de los más poderosos de la actualidad con siete plantas por encima del rasante y tres más soterradas.

Teatro Alexandrinski

Con este Mariinski II se completa un triángulo de excelencia entre el teatro antiguo y la sala de conciertos inaugurada en 2006. El propio Guerguiev apuntó que actualmente cuenta con 2.500 trabajadores entre artistas y técnicos. Espera llegar a los 3.000 para mantener abiertos estos centros los 365 días del año. El presupuesto anual del Mariinski es de unos 115 millones de euros. Por si resultara poco, Guerguiev se ha propuesto en tres años llegar a los 153, y para ello trabajan a fondo sus fundaciones en Nueva York y en la propia Rusia.

A lo largo de su historia el Teatro Mariinsky ha presentado obras de los autores de ópera más importantes de Europa: allí se estrenó mundialmente en 1862 La forza del destino de Verdi, contando con la presencia de su compositor. También Wagner estuvo en el Teatro Mariinsky, donde sus óperas se interpretaron frecuentemente, incluyendo el estreno en Rusia de su ciclo del Anillo de Rhin, Tristan e Isolda y Parsifal.

 Además del Teatro Mariinsky, la ópera y ballet también se dan en el Teatro Mijáilovski (está en la Plaza de Artes en frente del Museo Ruso. El Ballet de este teatro esta dirigido por el español Nacho Duato desde 2011. en la sala del Conservatorio, en el teatro "Hermitage" (es parte del museo
Interior Alexandrinski
Hermitage) y en el pequeño (solo para 170 plazas) teatro "Opera de San Petersburgo". Por último otro teatro interesante en
el centro de San Petersburgo, Nevsky Prospekt entre la calle y el arquitecto Rossi, el edificio de estilo neoclásico Teatro Alexandrinski es notable por su belleza. Se encuentra en la parte inferior de la plaza Ostrovsky y forman un conjunto armonioso con la plaza y el monumento

El Lago de los Cisnes
a Catalina la Grande, emperatriz de Rusia. Fue construido en los años 30ES del siglo XIX por el arquitecto Carlo Rossi y es por sus columnas blancas y un carro que representa Apolo que reconoce las imágenes. Su interior es barroco, decorado en tonos rojizos.


jueves, 18 de julio de 2013

Restaurante "Ta-Kumi" en Marbella

En este Blog frecuentemente nos referiremos a restaurantes japoneses y asiáticos. La cultura gastronomica del Japón encanta a los occidentales. Y ahora se vive una auténtica explosión por el sushi. Aunque es como todo, hay japoneses y japoneses, es decir, socaire de esta moda, han proliferado los restaurantes japoneses, que poco o nada tienen que ver con la comida nipona. Bueno inagurando esta especialidad tenemos el Restaurante Ta-Kumi de Marbella.

Hemos estado varias veces en este restaurante, en su antigua localización, un local en el Centro Comercial del Mar. El cambio de sitio realizado es bastante bueno, pues la situación y el local es mucho mejor ahora. No pega para nada la cultura tranquila nipona con un centro comercial. Tiene una agradable terraza para las calidas noches de verano y primavera. Lo único que chirría un poco a mi entender es que tiene muchas mesas, para ser un restaurante japonés, y luego me explicaré el porqué de esta apreciación.

Los productos utilizados en las elaboraciones son muy frescos. Eso es lo fundamental en un japones, la frescura y la textura del pescado. El corte es también preciso y la presentación de los platos adecuada. Ya sea niguiri, maki, temakis, o shasimi. Es decir la calidad de la materia prima es bastante buena. Pero tienen un problema, y es el éxito, es decir, si vas y no hay mucha gente, te atienden de maravilla, pero si hay gente, el servicio se descontrola, y la atención ya deja que desear. Eso es precisamente lo
que no me gusta de un veradero restaurante japonés, es la existencia de prisas, agobios en el servicio, etc. La  filosofía nipona exigue calma, tranquilidad y saber hacer.

Pero por todo lo demás se debe visitar este restaurante, y si es posible que no sea en fin de semana o en temporada alta.

Restaurana TA-Kumi se encuentra en Marbella Calle Gregorio Marañón, 4. T: 952770839.

martes, 16 de julio de 2013

Senderismo. Ruta acuática en el Río Genal

En el verano son una delicia las que yo denomino "rutas acuáticas". Son rutas de río para ir por el agua y por los cauces. Y son una delicia porque el habitat natural de los ríos permite una jornada de frescor, de naturaleza y de compañerismo con los acompañantes senderitas, pues los chapuzones, caídas etc están a la orden del día. Por eso hoy toca "ruta acuática". Escogemos el maravilloso río Genal, otro reducto de río no contaminado y alejado de la destrucción humana que tanto abunda en nuestra provincia de Malaga. Concretamente nos vamos al bajo Genal, entre los municipios de Algatocín y Jubrique.

Quien viene de Málaga o desde el interior la carretera más cómoda es entrar en el Valle del Genal a través de Ronda. LLegado a Ronda se va por la carretera Autonómica que se dirije a Algeciras. Por esta magnífica carretera en cuando a vistas,  e impacto visual se va viendo todo el valle y los diversos
pueblos, Atajate, Benadalid, Benalaurría hasta llegar a Algatocin, en este municipio se deja la carretera autonómica y nos vamos por una carretera local con encanto a través del bosque hacia dirección Jubrique y bajando se llega al Genal. Se aparca el coche al lado de la Venta San Juan. Si se
viene por la costa, lo mejor es llegar hata Estepona, subira Jubrique y bajar al Genal. El río en esta parte hace de frontera entre el pueblo de Algatocín y Jubrique.

En una ruta de río no hay que llevar casi nada. Las cámaras de fotos son peligrosas, pues hay zonas que incluso sólo se pueden pasar a nado; por eso lo mejor es un móvil viejo que sólo sirva para sacar fotos (idea de mi amigo Jóse) o una cámara acuática. Nos hacemos la foto de rigor de inicio de ruta
y ya empezamos la marcha. La misma se inicia al lado de la Venta San Juan, a la derecha del Puente. Nos dirigimos casi directamente al lecho del río y se inicia la marcha.

La ruta tiene 2km de ida y 2 de vuelta, aunque se puede alargar todo lo que se quiera pues sólo hay que seguir subiendo el río. Hay otra posibilidad que es llegar hasta Benalauría y bajar al cauce del río y descender hasta la venta San Juan. Este itinerario son casi cuatro horas de bajada. La temperatura
del agua es agradable. Los primeros metros son los menos interesantes, se llega a un remanso formando una pequeña playa que es donde se queda toda la gente. A partir de aquí no nos encontramos prácticamente nadie seis o siete personas, lo cual se agradece y es otra prueba de lo salvaje que es este paraje. Se va remontando poco a poco. Hay zonas donde el agua empieza a subir de nivel, y hay que nadar. En otras zonas hay piedras resbaladizas, con las que hay que tener cuidado.
El río esta encajonado entre dos paredes frondosas de vegetación. Se sigue la subida y se llega un sitio, que si o si te tienes que mojar la cabeza puesto que cubre y hay que pasar a nado. Por eso lo mejor es no llevar nada, sobre todo cámaras de fotos, móviles etc.

Una vez pasado este trozo el río nuevamente desciende de nivel y se hace aún más agreste, con piedras enormes en el cauce y con la frescura que produce un lugar sin adulterar. La gran ventaja de este Valle del Genal, es que no se han cometido las aberraciones de la Axarquía y por lo menos no se ven cientos de casas desperdigadas por los campos. El tener muy malas comunicaciones ha salvado este paraje natural.

Llegamos a una zona donde había un antiguo encaucamiento de agua. Y seguimos subiendo medio km más. Llega la hora de volver y la bajada a favor de la corriente se hace muy muy rápida, tanto que nos sorprendió. Aprovechamos las distintas zonas para darnos auténticos chapuzones y nos dirigimos luego hacia el final de la ruta establecido en la Venta San Juan.

Por cierto este paisaje es virgen, porque llegó la crisis, y al "lumbreras" que se le había ocurrido hacer una autopista desde Marbella a Ronda, no le null tiempo. Para comer o bien se come un buen bocadillo al lado de alguna de las pozas, o bien se puede tomar algo en la Venta San Juan.

Esta ruta ha sido realizada con el grupo senderista www.caminant.es.tl de Alhaurín de la Torre.