miércoles, 14 de agosto de 2013

Senderismo. Camino de Santiago III. Palas de Rei-Arzúa. Camino Francés.

Inicio de jornada con hórreo
En Palas daba comienzo la 13º y última etapa de la guía calixtina. En esta etapa el Camino Francés se hace uno con el Camino Primitivo en Melide y lo mismo ocurre con el Camino del Norte en Arzúa. Empezamos la jornada temprano, pues hoy hay más kilómetros que recorrer, 29,52 Km. Tomamos a la salida de Palas el desvío por Aldea de Riba por la izquierda y se llega a San Xulián del Camino, en donde vemos un cruceiro y su iglesia parroquial con ábside románico. Estamos a 62,5 km de Santiago de Compostela. Vemos también construcciones típicas del campo gallego, como los hórreos para el grano. Por una pista asfaltada, y por una senda empedrada descendemos al río Pambre. Luego a través de una hermosa correidora, llegamos a la magia de un robledal de ensueño. Son las zonas descritas en el libro "Los Pazos de Ulloa" de Emilia Pardo Bazán. 
Correidora
Campo gallego
Iglesia de Santa María
Pasamos por Leboreiro km 9,2 de la jornada de hoy a través de un tramo de una calzada romana provista de grandes lozas desgastadas. 
Peregrina antes de Leboreiro
Melide
En esta localidad hay que destacar la Iglesia de Santa María del s. XIII románico-gótica. Muestra en su tímpano a la Virgen. A unos km. nos vemos obligados a pasar por uno de los sitios más feos del Camino de Santiago, el Polígono Industrial de Gándara. Si amigos, hay que cruzar un Polígono Industrial de 200.000 metros cuadrados. No se entiende con la repercusión cultural del Camino de Santiago, que no haya forma de hacer un trazado alternativo a través del campo o de sendas. El sitio es tan horrible que incluso una especie de Orden de Santiago, que no sabemos de donde ha salido, ha puesto monolitos de homenaje a los peregrinos que más bien parecen estatuas de carnaval. Hay que pasar rápido por aquí. 

Bajamos a Furelos a través de un gran puente medieval restaurado de 4 arcos de medio puento que facilita el paso sobre el río Furelos. Ya divisamos Melide.  En Melide habremos realizado hoy casi la mitad de la etapa unos 15,22 km. Esta antigua población fue repoblada por Alfonso IX, en el s.XIV estaba cercada por unas murallas, pero de las que no quedan ni rastro. Es un eje central de comunicaciones, como antes hemos indicado a desembocar el Camino Primitivo. Lo primero que vemos al entrar es la ermita de San Roque. En 
Iglesia de San Roque.Melide
Paso por Boente 
el degradado casco antiguo encontramos el templo de San Pedro, y justo al lado un pequeño Museo da Terra de Melide. En Melide paramos como todos los peregrinos en la "pulpeira" Ezequiel, una institución en el Camino donde preparan el pulpo al genuino estilo "a feira".

Dejamos atrás Melide y seguimos bajando y subiendo hasta descender por un eucaliptal hasta el paraje del rego Catasol, donde hay una poza en la que refrescarse. Pasado esta zona nos encontramos con un elemento gratificante del camino, hay un puesto de frutas y bizcochos, con los precios de cada producto sin nadie, cada peregrino coge lo que desee el deja el dinero indicado. Me recuerda a Noruega no a España, ni a los españoles.
Puente Ribadisio da Baixo

Pasamos por Boente a través de la Carretera General para descender un lago tobogán de 1.000 m. al valle de Boente. Luego tras una subida hasta Fraga Alta, llegamos a Castañeda, km 23,6 del día. Después llegamos a Ribadisio da Baixo. Pasamos el río Iso, a través de un puente medieval y al lado hay un Albergue de peregrinos antaño hospital para caminantes. Finalmente desde este punto hay una fuerte cuesta que nos lleva a la villa de Arzúa

Ribadisio da Baixo